Si te gusta la naturaleza y los animales, puedes ir a un zoológico, pero si buscas la vida silvestre de verdad a 30 minutos por vía aérea desde Quito hasta Lago Agrio, Sucumbíos, más 2 horas y media por carretera se encuentra el Parque Nacional Cuyabeno, el lugar perfecto para todo el que disfruta de la naturaleza en su estado puro.

La Fábrica Imbabura, hoy convertida, en un museo interactivo, evidencia la explotación industrial entre 1927 y 1982, que a través de jóvenes voces, proyecciones, maquetas, fotografías y la maquinaría textil de la época, se relata las condiciones infrahumanas que laboraban hombres, mujeres y niños, asimismo como el auge que tuvo la planta en los años 30 del siglo XX. 

Reportaje Ciudadano

Aliados

Volver