Retraso en recintos causó molestias a votantes en el Valle de los Chillos

Editar artículo
Retraso en recintos causó molestias a votantes en el Valle de los Chillos Foto: Esteban Eusse

Compartir

Por: Esteban Eusse   

En los exteriores del recinto electoral de la Unidad Educativa Giovanni Antonio Farina, ubicado en San Rafael, valle de Los Chillos, se divisaba una larga fila de personas que esperaban que las puertas de la institución de abran.

El reloj marcaba las siete y diez de la mañana de este domingo (02/04/2017), un guardia de seguridad y dos jóvenes policías custodiaban el ingreso. Las personas que hacían fila, poco a poco, comenzaron a emitir sus quejas y a reclamar que se les permita sufragar porque “tienen obligaciones que cumplir” o ir a “trabajar”.

En medio de los inconvenientes por la no apertura del proceso de votación, varios miembros que pertenecían a las juntas receptoras de voto llegaron a partir de las 07:15. “Es una falta de respeto a quienes madrugamos a cumplir con nuestra obligación”, comentó una señora de 65 años que, según contó llegó al colegio Farina a las 06:45. “¿Se quedaron dormidos, cómo es posible que lleguen tarde?”, reclamó otro ciudadano a dos jóvenes de las juntas.

El encargado de abrir la puerta del colegio también recibió reclamos por parte de un delegado del movimiento Alianza PAIS (AP), quien se negaba a abrir la puerta hasta que un oficial del Ejército encargado de la custodia lo autorice. Un cruce de palabras y hasta gritos se escuchó ese momento cuando un policía trató de poner orden y terminó discutiendo con un ciudadano.

Cinco minutos después salió del recinto un coordinador de mesa para pedir a la ciudadanía paciencia. No lograron abrir a las 07:00 porque algunos miembros de las juntas receptoras del voto no llegaron a tiempo, informó. 

Ante la insistencia del público y delegados de AP y la Alianza CREO-SUMA las puertas se abrieron a las 07:20. Inmediatamente y de manera apresurada las personas ingresaron al recinto y se dirigieron a sus respectivas juntas de votación. En los exteriores de la junta, los electores se formaron de manera ordenada para sufragar.

"Vamos chicos, preparen todo para que no haya problemas y se de el proceso con normalidad", dijo con voz audible una de las directoras de Junta al dirigirse a los miembros de mesa, que en su mayoría eran jóvenes universitarios. 

En la junta ocho, el grupo de mujeres hizo pasar a dos votantes porque todo estaba listo y preparado. Mientras tanto, en la misma aula, los hombres preparaban los documentos electorales. Una vez instalados, uno de los miembros de mesa buscaban lentamente los nombres de los electores y no los encontraban a tiempo. Además, no lograron entregar a tiempo las papeletas de votación a dos ciudadanos que ya sufragaron. 

A las 07:40 la jornada electoral en el colegio Farina se normalizó a medida que llegaban los electores.

Valora este artículo
(0 votos)

Últimos videos

Aliados

Volver