La OMS crea unidad especial de respuesta global contra el sika

Editar artículo
La OMS crea unidad especial de respuesta global contra el sika Foto: Web

Compartir

Además, se piensa que el virus no está relacionado con los casos de microencefalias encontradas en Brasil.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) puso en marcha este martes (02/02/2016) en marcha una unidad especial que organizará la respuesta internacional contra el virus Zika, sospechoso de causar complicaciones congénitas como la microcefalia, según anunció, en Ginebra, el doctor Antony Costello, director de la unidad de pediatria en este organismo.

La OMS calificó de urgencia sanitaria de alcance mundial la epidemia de virus zika, sobre todo para prevenir el aumento de casos de microcefalia en la región de América Latina, porque aunque la relación causa-efecto entre el virus y las malformaciones congenitales no hayan sido comprobadas científicamente existen sospechas de que exista.

Tras las críticas de las que fue objeto por su gestión de la epidemia de ébola, la OMS intenta tomar las buenas decisiones. Esta unidad especial contra el zika reunirá a especialistas de la OMS y de los países afectados con el objetivo de intercambiar informaciones y activar la respuesta contra el virus.

Mientras, un grupo de expertos se encargará de estudiar los criterios estándar de la microceralia, para poder distinguir los verdaderos casos de los que no los son porque, según la OMS, la mayoría de los 4.200 casos declarados de microcefalia serán probablemente negativos.

Costello explicó en rueda de prensa que en el 90% de los casos el zika, contrariamente al ébola o al VIH, no es una infección mortal. Sin embargo, sus consuencias en las familias que tienen niños afectados de microcefalia son devastadoras y este ha sido el principal motivo que la OMS ha tomado en consideración para declarar la emergencia sanitaria.

Además, la OMS va a intensificar la vigilancia de la evolución del virus Zika en otros continentes donde existe habitualmente como son África y Asia. También se van a lanzar campañas de información en cooperación con el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) para sensibilizar a las comunidades sobre este problema.

Uno de los problemas principales respecto al zika es que las personas infectadas no muestran síntomas y, por lo tanto, en el 90% de los casos no puede detectarse. Otra dificultad es la de diagnosticar las microcefalias durante el embarazo, ya que es necesario medir el tamaño de la cabeza casi todos los días antes y después del nacimiento.

Costello precisó que de los 4.200 casos de microcefalia declarados en Brasil «la mayoría estaría relacionados con causas menos graves como la malnutrición». Por el momento sólo hay 12 casos relacionados directamente con el zika aunque el aumento de casos de microcefalia será de todas formas diez veces más elevado que lo normal.

Nota tomada de: ABC.ES

Valora este artículo
(0 votos)

Reportaje Ciudadano

Aliados

Volver